El Megafono archivos - Runrun

El Megafono

Desde el inicio de la pandemia se han producido 164 protestas en universidades por reivindicaciones de derechos socioeconómicos
A pesar de las restricciones que generó la cuarentena por la COVID-19 los trabajadores continuaron en su lucha

La voces de las universidades se manifestaron en 164 oportunidades desde que inició la pandemia del coronavirus en Venezuela, así lo reveló el Observatorio de Universidades.

En un espacio que abarca desde el mes de marzo de 2020 hasta el mes de octubre de 2022, se contabilizaron 164 protestas que en su mayoría se realizaron por reivindicación de los derechos económicos y sociales.

OBU destaca que, a pesar de las restricciones que generó la cuarentena por la COVID-19 los trabajadores continuaron en su lucha que no ha sido respondida por el régimen, en cambio la ha «agravado».

«En pandemia (03/20-10/22) se han realizado 164 protestas en las universidades venezolanas, 98% han sido por la reivindicación de derechos económicos y sociales. A pesar de las restricciones por COVID-19, los trabajadores no han dejado de alzar su voz», detallaron en sus redes sociales.

Las estrategias de la administración de Nicolás Maduro solo empeoraron la situación, desde la centralización de los sueldos por el sistema Patria, los ingresos aplanados con la Oficina Nacional de Presupuesto (ONAPRE) hasta el fraccionamiento del bono.

«La respuesta del gobierno ha agravado el daño. En plena crisis sanitaria, centralizaron los suelos y salarios en el #SistemaPatria, aplanaron los ingresos con la #ONAPRE y fraccionaron #ElBono con la excusa de estabilizar variables macroeconómicas», apuntan.

La denuncia de OBU es que es el 35% de los docentes mayores come menos de 3 veces al día, debido al daño del «ajuste» que no tiene «precedentes en los últimos 70 años».

 
Rosa Orozco: Indigna que en mesa de negociación no figure representación de víctimas
La madre de Geraldine Moreno exige justicia para su hija asesinada 

 

Rosa Orozco, directora de la organización no gubernamental Justicia, Encuentro y Perdón, sostuvo que en la mesa de negociaciones entre el gobierno y la oposición no figura ninguna persona que represente a las víctimas de la represión registrada desde el año 2014 a la fecha, precisamente cuando la Corte Penal Internacional presuntamente está investigando crímenes de lesa humanidad perpetrados por el régimen venezolano.

Conviene recordar que la hija de Orozco, Geraldine Moreno Orozco, de 23 años, deportista y estudiante de citotecnología en la Universidad Arturo Michelena, del estado Carabobo, fue asesinada por un efectivo militar, frente a su residencia, al ser dispersada una manifestación en Naguanagua, en febrero de 2014.

«Sabemos que para las víctimas de los asesinatos cometidos por las fuerzas represivas no habrá justicia, pero pedimos que sean liberados los presos políticos, cuyos derechos no son garantizados», dijo la defensora de los Derechos Humanos.

«Como la mayoría de los venezolanos no entiendo cómo es que en esa mesa de negociaciones, que se realiza en México, está presente la esposa del empresario Alex Saab, quien no es funcionaria del gobierno y fue incluida en esas conversaciones sin explicación alguna».

«No tengo nada que ver con política, ya que asumí la dirección de una ONG para luchar por la justicia; pero, realmente lo que importa es que haya libertad para los presos políticos, porque el principio de libertad debe ser prioritario para que la llamada plataforma democrática se siente alrededor de una mesa».

«No hay negociación sobre casos de muerte, ni podrá haberla», enfatizó la señora Orozco. «Y si ya el gobierno está consiguiendo lo que pide, no tiene sentido que haya conversaciones sobre aspectos que le serán negados. De modo, pues, que no tiene interés alguno una mesa de diálogo, que no dará resultados».

Proyecto “Comer y aprender” inicia Convite en Bolívar

En la búsqueda de reducir la brecha entre la inseguridad alimentaria y la nutrición en Venezuela, a través del cual la organización no gubernamental Convite estará atendiendo durante 13 meses a 1190 familias.

La directora de Proyectos de la Organización Convite, Francelia Ruiz, señaló que este proyecto se implementará junto a las organizaciones Kapé Kapé y Codehciu en el estado Bolívar, e inició este mes de noviembre con la atención de 190 familias.

“Están recibiendo cestas de alimentos con insumos de primera calidad, contienen 43 kilos de alimentos y en esta primera cohorte hemos beneficiado a 70 familias en Caroní, 90 familias en Angostura y 27 familias en el municipio Sucre del estado Bolívar”, dijo.

Ruiz, quien también dirige el proyecto “Comer y Aprender”, explicó que los criterios de selección para escoger estos hogares, fueron: la presencia de niños menores de 5 años o lactantes y mujeres embarazadas o lactantes.

Anunció que a partir de este mes de diciembre en el marco de este proyecto estará brindando programas de formación con talleres de promoción de la buena nutrición, sesiones demostrativas de alimentación saludable en el hogar y la formación de promotores comunitarios en salud.

“Estaremos dotando a dos centros de salud del estado Bolívar con insumos para el tamizaje y la medición antropométrica de niños entre 0 y 5 años que nos permitan ayudar a mejorar la situación de inseguridad alimentaria y riesgos de desnutrición en que se encuentran algunos niños en la zona”.

Venezuela es el peor país en ejecución del gasto público de la región de acuerdo con Cedice
Producto de la desmejora continuada de los balances fiscales que se sumó a la hiperinflación y al ciclo recesivo que aún persiste

 

El Centro de Difusión del Conocimiento Económico (Cedice-Libertad), informó que, según un estudio realizado por la organización entre 2017 y 2021, la ejecución del gasto público en Venezuela fue precaria y poco efectiva, siendo la peor en el ranking de Latinoamérica.

Estas cifras se deben, según la organización, a la desmejora continuada de los balances fiscales de la nación que se sumó a la hiperinflación y al ciclo recesivo que aún persiste. 

La investigación realizada por la economista Litsay Guerrero evidencia que Venezuela se ha caracterizado por mantener opacidad en el tema fiscal y no hay información de formulación, aprobación, y en detalle del presupuesto de la nación ni de las premisas utilizadas.

Se detectó un franco deterioro en la capacidad de las autoridades para la formulación de metas macroeconómicas, además de discrecionalidad en el gasto público, lo que no permite al ciudadano conocer la forma en que se gasta el dinero.

Cifras en decadencia

“Considerando los 13 países de la región para los que se hizo el cálculo actualizado del gasto público, los resultados en las ediciones entre 2017 y 2019 reflejaron que Venezuela se mantuvo en las últimas posiciones en el orden del ranking general del IPG, siendo 2019 el año del peor desempeño de ejecución de este indicador”, detalló el estudio.

A su vez, “tampoco hubo mayores cambios en el gasto para atender la crisis sanitaria por el COVID-19, teniendo en cuenta que no hay cuentas claras con respecto a medidas de apertura para los sectores productivos afectados por la paralización de las actividades económicas”, puntualiza el documento.

Como propuesta de forma y fondo, la investigación sostiene que para Venezuela y su economía “se requiere de un enfoque de política económica y de economía política que permita el diseño e implementación de un adecuado programa de reformas que sustenten una recuperación y crecimiento sostenible, basados en la libertad económica”.

Codhez: En casi un tercio de los hogares zulianos no se desayuna
Una familia requiere 31 salarios mínimos para comer o adquirir la Canasta Alimentaria

 

En el 30,8% de los hogares encuestados en el Zulia no se desayuna mientras que la mayoría de las personas que sí lo hace, combina arepa, mantequilla y queso.

Así lo reveló la sexta encuesta del informe Seguridad Alimentaria en el Zulia elaborada por la Comisión de Derechos Humanos del estado Zulia (Codhez).

La encuesta sobre seguridad alimentaria se realizó entre los días 29 de julio y 11 de agosto de 2022 en cinco municipios del estado Zulia de mayor población, los cuales son: Maracaibo, San Francisco, Cabimas, Mara y Lagunillas.

Para abordar los resultados de la investigación, Radio Fe y Alegría Noticias en De Primera Mano conversó con Loiralith Chirinos, coordinadora de Documentación de Codhez, este martes 29 de noviembre.

La coordinadora expresó que lo que más le llamó la atención es que aunque ha habido un incremento a los ingresos que perciben la familia en el Zulia, muchos hogares no están alimentándose correctamente.

“Hemos visto una disminución en cuanto a la cantidad de dinero que las familias destinan para los alimentos”, dijo comparando estos resultados con los obtenidos en marzo y octubre de 2021.

¿Por qué no desayunan?

Los zulianos están sufriendo una inestabilidad económica por salarios que se desmoronan cada día con la inflación.

Recientemente, el Centro de Documentación y Análisis Social de la Federación Venezolana de Maestros (Cendas-FVM) indicó que una familia requiere 31 salarios mínimos para comer o adquirir la Canasta Alimentaria Familiar.

“Un miembro de una familia requiere 100 dólares para poder cubrir gastos de alimentación y 100 dólares adicionales para cubrir gastos de transporte y artículos personales de aseo y del hogar. Una persona que vive en Caracas puede gastar, por lo menos, 50 dólares para poder transportarse para trabajar en la ciudad. Eso solamente para cubrir el transporte”, manifestó el director del Cendas-FVM, Óscar Meza, el 23 de noviembre.

En efecto, 42,5% de las personas entrevistadas por Codhez afirmó que factores como inflación, salarios bajos, bloqueo económico, falta de efectivo, desempleo, crisis económica e insuficiencia de dinero les afectan gravemente en sus entornos familiares.

Tres de cada 10 entrevistados (29,5%) señaló que la deficiente prestación de los servicios públicos también genera malestar, en especial la falta de agua potable en los hogares y la crisis de energía eléctrica.

Con estas circunstancias, los zulianos se tienen que debatir entre comer bien, no tener acceso a servicios básicos o tener que caminar para no gastar en transporte público; hasta piensan entre dejar de estudiar o enviar a los niños al colegio.

Incluso, Codhez reconoció que existe una brecha de desigualdad en los hogares zulianos en cuanto a estrategias de afrontamiento ante los problemas de accesibilidad y disponibilidad de alimentos.

“Verificamos que todavía siguen siendo ingresos insuficientes e irrisorios si los comparamos con los altos costos de los bienes y servicios en el país y particularmente en el estado Zulia”, apuntó Chirinos.

“El impacto de los precios sigue siendo negativo en los hogares, lo que trae como consecuencia que exista poca variedad dietética y una baja frecuencia de consumo de alimentos sanos y nutritivos, dado que no se cuenta con suficientes ingresos para poder adquirir una buena cantidad y calidad de alimentos”, agregó.

¿Qué comen los zulianos?

Según detalló la coordinadora, los zulianos se están alimentando con cereales, plátanos y tubérculos. Harinas y papas, sobre todo, son los alimentos de mayor consumo semanal entre las familias. También hay un alto consumo de granos, vegetales, aceites y grasas como mantequilla y margarina.

“Casi el 50% de los hombres adultos en los hogares se alimentan dos veces al día. Casi con la misma tendencia ocurre con las mujeres adultas. Y en el caso de niños, niñas y adolescentes, los padres hacen un esfuerzo sobrehumano para que ellos puedan alimentarse tres veces al día (95%)”, afirmó.

“Hay un alto consumo de calorías vacías, un bajo consumo de proteínas de origen animal y un consumo moderado de carnes, huevos y mariscos”, afirmó.

El consumo del huevo es el más común porque es económicamente más accesible, mientras que la carne es el alimento más “sacrificado”.

La organización Codhez afirmó que la crisis que por años se ha documentado persiste en la región zuliana.

“Son diversos los factores que incrementan las precarias condiciones de vida de las personas, entre otros, limitaciones en el acceso a los servicios básicos, bajo poder adquisitivo, ausencia de protección y apoyo gubernamental, falta de acceso a medios de vida dignos, restricciones a la educación, inseguridad alimentaria”, refiere la organización.

De hecho, la crisis es ventilada por algunos familiares fuera del país que envían dinero a Venezuela.

El estudio reveló que 62,5% de los hogares en la región zuliana reciben ayuda de familiares emigrantes. Además que 99,2% gasta toda la ayuda económica en comprar comida.

No todas las familias reciben dinero de afuera. Para esos hogares es aún más complicado buscar alternativas para sobrevivir.

Por último, Chirinos mencionó que Codhez también ha estado documentando la alimentación en la Guajira y se ha corroborado que los niños, niñas y adolescentes y también mujeres embarazadas, presentan cuadros de desnutrición.

Más revelaciones de la encuesta: 8 de cada 10 zulianos calificó su situación económica de mala a muy mala. Es decir, empeora con el tiempo, 7 de cada 10 hogares reportó gastar mensualmente entre 21 y 100 dólares en la compra de alimentos, 6 de cada 10 hogares recibe ayuda de familiares migrantes y el 99,2 % la destina para adquirir alimentos, 3 de cada 10 zulianos señaló que la deficiente prestación de los servicios públicos también les genera malestar. Un tercio (33,4 %) de los hogares consultados reportó ingresos mensuales entre 51 y 100 dólares. 25,2 % de los hogares consultados reportó ingresos mensuales entre 101 y 150 dólares.
Solamente el 0,10% de los hogares consultados reportó ingresos mensuales de más de 251 dólares. 

23 personas han sido recluidas en calabozos en Trujillo
Los detenidos son recluidos en los cuatro centros a cargo del Cuerpo de Policía del estado Trujillo en los municipios Valera, Escuque, Trujillo y Boconó

Unas 23 personas, una de ellas mujer, han sido detenidos y recluidos en Centros de Detención Preventiva a cargo del Cuerpo de Policía del estado Trujillo (CPET) durante los meses de octubre y noviembre. De acuerdo con la información ofrecida por este organismo a medios de comunicación, la mayoría han sido aprehendidos por funcionarios del Servicio de Investigaciones Penales, quienes laboran en una pequeña sede del sector La Beatriz en el municipio Valera.

En dicha instalación no existe el espacio necesario para mantener a los privados de libertad, quienes deben ser trasladados a las cuatro sedes disponibles en los municipios Valera (Centro de Coordinación Policial N.º 2), Escuque (Estación Policial 2.4), Trujillo (Centro de Coordinación Policial Nº1) y Boconó (Centro de Coordinación Policial Nº4).

De los 23 detenidos, 5 son por el delito de drogas, 6 por robo (uno es reincidente), 4 por corrupción, 3 (uno de ellos mujer) por abuso sexual a menores, 1 por extorsión y tenencia de arma y 1 por intento de
homicidio. Según información extraoficial, los privados son transferidos de acuerdo al delito cometido. Aquellos que han cometido abuso o violencia de género ingresan en Valera, mientras el resto va a Escuque.

La femenina, por regla, va hacía Trujillo y únicamente aquellos detenidos en Boconó, se quedan en dicha jurisdicción. Actualmente, el CPET es el organismo con mayor población de privados de libertad, solo por debajo de la Guardia Nacional Bolivariana.

El venezolano está huérfano de información de acuerdo con Medianálisis
Las emisoras de radio no están generando información y la televisión dejó de informar, dijo Mariela Torrealba

 

La periodista y directora académica de Medianálisis, Mariela Torrealba, aseguró que en Venezuela se mantiene vigente la censura y que los venezolanos se encuentran huérfanos de información.

A su juicio, el «ecosistema periodístico venezolano se achicó» en un contexto en el que lo medios impresos ya casi no circulan, las emisoras de radio no están generando información y la televisión dejó de informar.

«El gobierno se ha encargado de ocupar todos los espacios: impone tendencias en Twitter, tiene control del espectro radioeléctrico, cierra todo aquello que le sea adverso», dijo en conversación con el programa En Este País de Radio Fe y Alegría Noticias.

Bajo este contexto, resaltó lo fácil que se vuelve el auge de noticias falsas, una tendencia común que toma cada vez mayor fuerza.

«En la construcción que se hace en los laboratorios (de noticias falsas), se hace que se expanda y se conviertan en virales con facilidad. Estudios han probado que las noticias falsas tienden a reproducirse mucho más rápido que las verdaderas», dijo.

Explicó que cuando se habla de noticias falsas, se hace referencia a información que no se ajusta a elementos de veracidad o puede ser falsa porque la fuente expresamente la falseó. En ese sentido, consideró que en Venezuela se «está arando en el mar».

La especialista sugirió varias propuestas para hacer frente a este fenómeno de desinformación. El primero de ello fue la educación para los medios como una alternativa frente a distintas campañas mediáticas.

«El ser humano es un emisor nato de mensajes, pero también somos receptores y distribuidores de los mismos; por ello, es necesario aprender a compartir estos contenidos de manera responsable, evaluando la importancia, intencionalidad e impacto real de un contenido”, resaltó.

Asimismo, recomendó a las personas que a la hora de consumir noticias, lo hagan de medios, personas o entidades responsables y certificadas en esta materia.

«La información que más emoción me genere, es de la cual debo desconfiar», advirtió.

Fundehullan documentó 181 violaciones a los DDHH entre julio y septiembre de 2022
Se experimentó un incremento de 16,7 % con respecto al trimestre anterior

 

181 violaciones a los derechos humanos en al menos seis estados de Venezuela documentó la Organización no gubernamental Fundación de Derechos Humanos (Fundehullan) entre los meses julio y septiembre.

A través de un informe, la organización reveló que se experimentó un incremento de 16,7 % con respecto al trimestre anterior y que los principales presuntos perpetradores de abusos contra la sociedad civil son funcionarios de seguridad del Estado 

El informe denunció atropellos a los derechos fundamentales de la ciudadanía en los estados Apure, Barinas, Cojedes, Guárico, Portuguesa y Táchira.

El director ejecutivo de Fundehullan, Roland García, sostuvo que siguen prevaleciendo las políticas de criminalización y acciones de intimidación y obstaculización por parte de los cuerpos de seguridad del Estado como la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), Policía Nacional Bolivariana (PNB), Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN), Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM), policías estatales e instituciones como Comisión Nacional de Telecomunicaciones (CONATEL) y Comisión de salud del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV). 

“El Estado venezolano insiste en aplicar métodos coercitivos que obstaculizan e impiden la labor de defensa y acción humanitaria en la región de los llanos”, reza el comunicado.

El informe documentó casos vinculados a la vulneración de la libertad personal, detenciones arbitrarias, secuestro, retención, vulneración a la libertad de reunión y de asociación, vulneraciones a la manifestación pacífica y al acceso a la información.

 

LEA  Informe de CDH-UCAB resume violaciones de derechos a migrantes venezolanos expulsados a EEUU

 

“Los casos aquí descritos no representan la totalidad de las víctimas involucradas en cada hecho violatorio, sin embargo, son una muestra cuantitativa y significativa para demostrar un patrón sistemático de vulneración de derechos civiles y políticos por parte del Estado”, expresó el informe. 

En cuanto al margen porcentual en las vulneraciones a los derechos humanos quedaron reflejados de la siguiente manera: libertad personal con el 3% (5 casos), vulneración a la libertad de expresión con 2% (5 casos), vulneración al acceso a la información 2% (4 casos) y otros casos con el 81% (145).

Se produjeron 18 casos de intimidación en manifestaciones, 10 casos de despidos por cierre de emisoras, ocho casos contra defensores y activistas de ONG, cinco casos de intimidación a periodistas, cuatro contra medios de comunicación y dos contra dirigentes políticos.

El estado con mayor incidencia en cuanto a casos registrados con un 26% es Barinas, seguido por Portuguesa con 19%, Táchira con 18%, seguido por Guárico con 16%, Cojedes con 13% y por último el estado Apure con 8%.

Cabe destacar que el mes con mayores abusos fue el mes de agosto con el 50 % de los casos, en julio la cifra fue de 30% y septiembre registró 20%.