Eddie A. Ramírez S., autor en Runrun

Eddie A. Ramírez S.

El Aissami y Monómeros Colombo-Venezolanos, por Eddie A. Ramírez S.
Ante el atropello cometido por El Aissami en contra de personas honorables de Monómeros, Guaidó, la AN legítima y los demócratas debemos elevar nuestra protesta

 

En marzo del 2019 el gobierno interino de Juan Guaidó tomó posesión de la empresa del Estado venezolano Monómeros Colombo-Venezolanos, ubicada en Barranquilla. Cuatro meses después, se inició la injerencia indebida de algunos militantes de Voluntad Popular, Un Nuevo Tiempo, Primero Justicia y Acción Democrática (G4) en el manejo de la empresa. A partir de enero 2020, hubo cambios en la directiva ad hoc de Pequiven (PQV) y en Monómeros. Entonces empezaron los rumores de irregularidades.

El 22 de septiembre 2022, Tarek El Aissami, ministro de Energía y Petróleo de Venezuela, anunció que la fiscalía venezolana había solicitado orden de captura a Interpol en contra de 23 venezolanos por “usurpación de funciones, delinquir y legitimación de capitales”.

Aquí aportamos alguna información para conocimiento de los ciudadanos.

  1. Monómeros es filial de Pequiven, por lo que el gobierno de Guaidó tuvo que designar una directiva ad hoc de PQV, para que esta nombrara la directiva de Monómeros. Sin embargo, la Asamblea Nacional fue la que designó la directiva de PQV ad hoc, en la cual había dos exdirectores del Pequiven meritocrático con amplia experiencia en el negocio. Y también se extralimitó al nombrar la directiva de Monómeros e incluso a parte de la gerencia de la empresa, lo cual es incorrecto. Al respecto, el exprocurador del gobierno interino, José Ignacio Hernández, en artículo publicado en la revista Derecho Público dice: “La gobernanza de Monómeros fue controlada por la Asamblea Nacional, en violación de la Constitución y del Estatuto de Transición”.
  2. Como es usual en el régimen de Maduro, todo funcionario designado por Guaidó es acusado de usurpación de funciones. Por ello incluyeron a los directores de PQV ad hoc, Enrique Torres y Rogelio Lozada, entre otros. Estos no tenían ninguna injerencia en las operaciones de Monómeros, por lo que acusarlos también de delinquir y de legitimación de capitales es una arbitrariedad aun mayor y una estupidez.
  3. En la primera directiva de Monómeros fueron designados Jon Bilbao, José Alberto D’ Antonio, Gustavo Delfino, Jorge Antonio Yánez y Freddy Goerke, entre otros.
  4. Apenas cuatro meses después de los nombramientos mencionados, algunos militantes del llamado G4 incurrieron en actos indebidos de injerencia en el manejo de la empresa. Con ello se iniciaron las remociones de los profesionales citados. En agosto de 2019 salieron unos y los últimos en enero de 2020. En PQV ad hoc sustituyeron a Enrique Torres sin siquiera una llamada. Torres le envió una carta a J. Guaidó reclamándole la falta de seriedad, carta que nunca le fue contestada. Poco después, también sustituyeron a Rogelio Lozada.
  5. En el 2019 se lograron los siguientes resultados: a) que se levantaran las sanciones de la Oficina de los Estados Unidos de Control de Activos Extranjeros (OFAC, Office of Foreign Assets Control); b) elevar la producción que estaba en solo el 50 por ciento de la capacidad de la empresa a un 95 por ciento; c) aumentar la participación en el mercado colombiano de fertilizantes del 35 al 37 por ciento; d) la utilidad neta fue de cinco millones de dólares, en comparación con una pérdida de diez millones de dólares del año anterior cuando la empresa la manejaba el gobierno de Maduro; e) se eliminaron contratos con aviones que representaban una gran pérdida y se mejoró el ambiente laboral en la empresa.
  6. En la lista suministrada por El Aissami extrañamente figuran Mayra Olivares y Mireya Ripanti. Ambos, según información conocida, no habían aceptado las designaciones del gobierno interino. Por otra parte, es muy difícil que Interpol acepte la orden de captura supuestamente hecha por El Aissami, porque evidentemente es un caso político. También hay que recordar que el gobierno estadounidense ofrece diez millones de dólares a quien colabore en la captura de Tarek El Aissami, a quien señala de colaboración con el narcotráfico y con el grupo terrorista Hizbulah.
  7. Cabe preguntar por qué ahora, después de dos años y ocho meses de que los mencionados dejaron sus cargos, es que el régimen saca a relucir esa lista. Sin duda, pretenden desviar la atención del Informe de violaciones de derechos humanos elaborado por la Misión Independiente de Determinación de Hechos nombrada por la ONU.

Los nombrados merecen respeto. Son profesionales honestos que tuvieron una excelente trayectoria en la Pdvsa meritocrática. Los no citados es porque estuvieron mayor tiempo en Monómeros y por no conocer cómo se manejó la empresa en ese segundo período. De ninguna manera implica señalamientos, sino que la fiscalía colombiana debe investigar los hechos y los tribunales sentenciar si hubo o no casos de corrupción y tráfico de influencias. Según ha declarado Humberto Calderón Berti, quien estuvo cerca de los acontecimientos por ser el embajador del presidente Guaidó en Colombia, en la lista presentada por El Aissami “no son todos los que están, ni están todos los que son”.

Ante el atropello cometido por El Aissami en contra de personas honorables, el presidente Guaidó, la Asamblea Nacional legítima y todos los demócratas debemos elevar nuestra protesta y hacer del conocimiento de los países y de Interpol, que la acusación es por motivos políticos. Cuando se restablezca el Estado de derecho, los mencionados podrían demandar al Estado venezolano y a El Aissami.

Como (había) en botica

  • Hace 19 años, en horas de la madrugada, se produjo la cobarde agresión de efectivos del Destacamento 44 de la Guardia Nacional en contra de niños, abuelos y demás residentes del campo petrolero de Los Semerucos. En artículos y libros hemos mencionado los nombres de los culpables ¡Prohibido olvidar!
  • Los ciudadanos de un país tienen que recordar a sus héroes civiles. Uno de ellos fue el doctor Rafael Gallegos Ortiz, destacado intelectual y hombre de acción que luchó por la democracia. Su hijo, nuestro compañero Rafael, nos recordó en recientes artículos su vida y obra.
  • El asesinato de la joven Masha Amini por la Policía (in)Moral iraní debe ser repudiado por todos; Cilia y Delcy y otros guardan silencio cómplice.
  • Pedro Pablo Aguilar fue un gran venezolano.
  • Lamentamos la partida de Franklin Barinas, de Gente del Petróleo y Unapetrol.
  • ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez@hormail.com | 27/9/22.

Las opiniones emitidas por los articulistas son de su entera responsabilidad. Y no comprometen la línea editorial de RunRun.es

Recuperar la confianza en los dirigentes políticos, por Eddie A. Ramírez S.
Para salir de la dictadura es imprescindible volver a tener confianza en los dirigentes de los partidos

 

Varias organizaciones de la sociedad civil están trabajando para lograr una relación ganar-ganar con los partidos políticos en beneficio del país. Una de esas iniciativas son las Tertulias que llevan a cabo Aragua en Red, Ciudadanía Activa, Compromiso Ciudadano, Gente del Petróleo, Espacio Abierto, Grupo La Colina, La Tertulia de los Martes, Manifiesta, Médicos Unidos de Venezuela y Red de Organizaciones de Baruta. En una de ellas participaron el padre Luis Ugalde y Ángel Oropeza. Ugalde sentenció que “la política controlada por los partidos murió. La realidad es otra, tienen que reaprender y acercarse más a la población”. Oropeza enfatizó en la pérdida de la confianza y las diferentes teorías sobre el cambio político. Aquí, nuestra opinión sobre algunas causas de la desconfianza entre políticos y sociedad civil.

La desconfianza no es una característica de los venezolanos, sino una peculiaridad mundial que se acentúa en tiempos de crisis cuando no hay liderazgo. Alain Peyrefitte la puso sobre el tapete en su libro La société de la confiance. En ese ensayo sostiene que la confianza debe ser en uno mismo, en relación con terceros y sobre la estrategia a seguir, sea económica, política o bélica.

La pérdida de confianza en los partidos y sus dirigentes fue gradual. El clientelismo, divisiones por divergencias personales y gestiones erráticas fueron minando el apoyo popular. La candidatura extrapartido de Rafael Caldera en 1994 fue una advertencia. El triunfo de Chávez en 1999 confirmó la brecha. Chávez logró imponer una Constituyente ilegal y electa truculentamente, a pesar de tener minoría en el Congreso, gobernaciones y alcaldías. Además, los partidos democráticos tuvieron que acudir a la candidatura del golpista e hipócrita Arias Cárdenas.  

La popularidad de Chávez en el 2002 estaba en un 30 por ciento. Posteriormente, logró que el CNE aplazara el referendo revocatorio presidencial hasta que, por efecto de las misiones, su popularidad remontó. Pretendimos revocarlo sin ofrecer quién sería el sustituto. El resultado no fue sorpresa para los dirigentes de los partidos de oposición, ni para algunas organizaciones de la sociedad civil. Sin embargo, en vez de aceptar la derrota, optaron por propagar el mito del fraude en las máquinas y que el CNE cambiaba los resultados. Nos engañaron y nos complació el engaño.

En las parlamentarias del 2005, los opositores optamos por la abstención para presionar un cambio en el CNE y que se eliminaran las máquinas. Lo que la dirigencia partidista no ha reconocido es que no presentaron candidatos porque, según sus cálculos, no hubiesen obtenido más de una docena de diputados. En las elecciones del 2006 y 2013, la diferencia a favor de Chávez fue grande. Desde luego, este puso a su servicio los recursos del Estado, el amedrentamiento a los electores y la parcialidad del CNE, que prohibió la participación de candidatos inhabilitados ilegalmente, no actualizó el Registro Electoral, permitió la abundancia de votantes asistidos y la extensión del horario de votación.

Sin embargo, los partidos nunca han reconocido que en un número elevado de mesas electorales no tuvimos testigos, por lo que el chavismo manejó las máquinas a su antojo. Con Maduro sucedió lo mismo y, adicionalmente, el CNE no permitió una auditoría total, que quizá hubiese favorecido a Capriles.

Sin base, muchos sostienen que cuando derrotamos el primer intento de cambiar la Constitución, cuando barrimos en las parlamentarias del 2015 o cuando ganamos gobernaciones y alcaldías fue porque el régimen se descuidó. Esta aseveración es falsa e injusta con quienes fueron artífices de esos triunfos.

Otros hechos que han distanciado fue presentar algunos candidatos sin méritos para la Asamblea Nacional, gobernaciones y alcaldías, no ponerse de acuerdo en algunos casos para ofrecer un solo candidato, así como demorar la realización de elecciones internas. También, la proliferación de partidos que solo se diferencian en el nombre del que lleva la voz cantante. El que algunos dirigentes interfirieran en Monómeros Colombo Venezolanos fue un crimen y una estupidez. Negarse a aprobar el presupuesto para los honorarios de los abogados que defienden a Citgo y otros activos es una traición y una torpeza.

Algunos dirigentes han sido injustos con sus competidores de la misma oposición, al descalificarlos por no lograr sacar a Maduro en seis meses, no acatar los mandatos de las dos consultas populares o en no exigir la intervención de una fuerza extranjera. Desde luego que las redes sociales son extremadamente críticas al descalificar a veces sin razón. Muchos ciudadanos de a pie y dirigentes no entienden que no es fácil sacar a un régimen que controla el poder Judicial y el Electoral, además de contar con el apoyo del Alto Mando militar.

Para salir de la dictadura es imprescindible volver a tener confianza en los dirigentes de los partidos. Estos deben reconocer errores, hacer propósito de enmienda, escuchar a la sociedad civil, desprenderse de ambiciones personales y de militantes corruptos. Las organizaciones de la sociedad civil no pueden asumir la conducción política, pero sí tienen que realizar propuestas y críticas constructivas, orientar a los ciudadanos y denunciar los atropellos del régimen. Todos tenemos que entender que no hay salida mágica. Votar es la única opción, aun con las condiciones leoninas del régimen. Lo demás son buenos deseos o propuestas engañosas.

Debemos cesar las descalificaciones injustas y entender que solo saldremos del régimen con unidad, con un buen candidato presidencial, con testigos bien formados en las mesas, votando masivamente. Y dispuestos a defender nuestro voto en las calles. ¿Esto garantiza el triunfo? No, Maduro puede acudir a sus lacayos del TSJ, CNE y del Alto Mando militar.

Como (había) en botica

  • Olga Ramos fue una infatigable luchadora por la democracia y la educación.
  • Antonio Ecarri (h) debería saber que los excesos de ingresos sobre egresos de Citgo son para ir cancelando deudas adquiridas indebidamente por el régimen.
  • Nuestro pésame a familiares de José Félix Muñoz y Gilberto Chirinos, compañeros de Gente del Petróleo y Unapetrol.
  • ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez@hotmail.com

Las opiniones emitidas por los articulistas son de su entera responsabilidad. Y no comprometen la línea editorial de RunRun.es

Oro de sangre: el exterminio del sur, por Eddie A. Ramírez S.
Oro de sangre es un excelente e impactante documental de quince minutos que denuncia el exterminio de una franja de miles de hectáreas al sureste del Orinoco

 

El régimen está exterminando a los habitantes y parte del territorio al sureste del Orinoco. Esa devastación es básicamente para conseguir apoyo político de otros países y para beneficiar a un grupo de militares y civiles corruptos. Los ingresos por la explotación de minerales no son significativos para la nación. Masacre de la población indígena, destrucción de bosques, pérdida de biodiversidad, disminución del caudal de las aguas y contaminación de las mismas, afectación de la generación de energía hidráulica y destrucción de los suelos constituyen un coctel macabro que no ha tenido repercusión mundial.

las-deudas-ambientales-de-venezuela-en-2020-arco-minero-en-rios-mares-de-petroleo-y-nuevos-focos-de-tala-ilegal

Solo unos pocos compatriotas se han ocupado de denunciar esta situación. El excelente documental Oro de sangre es una importante contribución al respecto. Del mismo tomamos las siguientes notas.

Juvencio Gómez, nuestro compatriota de la etnia pemón, ha denunciado los asesinatos y atropellos a los pobladores del llamado Arco Minero, denominado apropiadamente “Antro Minero” por el distinguido ingeniero Adalberto Gabaldón. Por su valiente actuación, Gómez y otros compañeros tuvieron que solicitar asilo en Brasil. En las violaciones a los derechos humanos participan efectivos de nuestro ejército y de la Guardia Nacional; en los atropellos también interviene la guerrilla colombiana y bandas de delincuentes.

Como es sabido, los bosques cumplen una función importante en mantener la biodiversidad, permiten captar el CO2, factor de primer orden en el aumento de la temperatura de nuestro planeta, evitan la erosión de los suelos y facilitan la infiltración del agua de lluvia para recargar los acuíferos. Además, son fuente de sustento de parte de nuestra población autóctona.

Al disminuir el caudal de las aguas de los afluentes del Orinoco se afecta la generación de energía eléctrica que surte a gran parte de Venezuela y que es de vital importancia para nuestras industrias del aluminio y del hierro. Reforestar esos suelos es difícil, ya que son pobres en fertilidad y tienen una capa vegetal muy superficial que se pierde rápidamente al quedar expuesta. La contaminación de las aguas por cianuro y mercurio para la extracción del oro está afectando a los humanos y a la fauna acuática.

Oro de sangre y la alianza macabra

Si lo anterior es evidente, ¿por qué el régimen decidió destruir esos bosques para extraer oro, diamantes y quizá coltán? El documental mencionado y otras opiniones señalan que el motivo no es generar ingresos para la nación, sino favorecer la presencia de los gobiernos autocráticos de Irán, Turquía, Rusia, China y Cuba, que apoyan a Maduro. La alianza macabra, como acertadamente la llamó Miguel Henrique Otero en su presentación del foro sobre el documental. Además, es evidente que los militares que están en la zona se aprovechan del oro y diamantes para enriquecerse. Es decir, que para favorecer a estos grupos se está cometiendo un crimen en contra de nuestra población nativa y de nuestros recursos naturales renovables.

En muchos países hay dictaduras. Todas violan los derechos humanos. La de Venezuela no es la excepción, con la particularidad de que está destruyendo una parte importante de nuestro territorio y comprometiendo la posibilidad de lograr la estabilidad y futuro crecimiento de nuestra generación de energía mediante una fuente renovable, que permitiría una ventaja competitiva para reactivar nuestras industrias de Guayana que hoy están en la carraplana.

Este es un tema de importancia mundial, ya que hay una creciente sensibilidad hacia la necesidad de proteger a las poblaciones autóctonas que han sido maltratadas a través del tiempo. Además, la destrucción de bosques tropicales afecta a todo el planeta. Por ello, nuestros dirigentes políticos y la sociedad civil deben poner empeño en denunciar este hecho, presionar para que cese esta devastación y lograr que el entorno internacional condene al régimen. Es un caso que tiene similitudes con los “diamantes de sangre” en África. Ambos casos ameritan que se aplique un Proceso Kimberly de Certificación que debe ser modificado, ya que es ambiguo.

En Venezuela son varias las instituciones y personas que estudian esta situación y hacen denuncias. Citar siempre tiene el inconveniente de que se cometen injusticias al olvidar nombres. Sin embargo, no podemos obviar algunos que participaron en el documental. Adalberto Gabaldón, Alexander Luzardo, Américo De Grazia, Horacio Medina y la joven Alicia Moncada, defensora de derechos humanos.

Oro de sangre es un excelente e impactante documental de quince minutos que denuncia el exterminio de una franja de miles de hectáreas al sureste del Orinoco. Felicitaciones a sus directores Thaelman Urgelles y Juan Urgell, así como a Malena Roncayolo, su productora. Ojalá puedan conseguir apoyo para el largometraje que amerita el tema y que ellos tienen en mente.

Como (había) en botica

  • En Canadá, el miembro del Parlamento Pierre Poilievre fue electo como líder del partido conservador, hoy en la oposición. Está casado con Anaida Galindo, nacida en Venezuela. Anaida emigró a Montreal cuando tenía ocho años. Tiene un grado universitario en comunicación, es cofundadora de la empresa Pretty and Smart, habla español, inglés y francés. Forman una pareja que tiene carisma. En algún momento, Pierre será primer ministro.
  • ¿Quién dice la verdad sobre los casos de corrupción? Rafael Ramírez acusa a Nicolás Maduro y a su entorno. Tarek El Aissami señala a Rafael Ramírez y su grupo. Como dice Laureano, ambos dicen la verdad.
  • ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez@hotmail.com

Las opiniones emitidas por los articulistas son de su entera responsabilidad. Y no comprometen la línea editorial de RunRun.es

Primarias sí, pero…, por Eddie A. Ramírez S.
Nuestro candidato electo en las primarias debe comprometerse a tener testigos en todas las mesas electorales

 

Las elecciones primarias para elegir al candidato de la oposición que deberá enfrentar a Nicolás Maduro es el procedimiento que pareciera tener aceptación general. Es el más democrático y, además, ningún dirigente de los partidos políticos sobresale. De los precandidatos que se asoman, unos tienen méritos, otros no tanto. ¿El ganador tendría suficiente apoyo de los perdedores y del resto de los ciudadanos? ¿Su grado de aceptación sería suficiente para convencer a los abstencionistas y para vencer al aparato electoral del régimen? ¿Es posible unas primarias sui géneris?

El panorama político es complejo. Discutir si conviene o no negociar con el régimen pareciera que, en estos momentos, es una discusión bizantina, ya que Maduro considera que el chaparrón que le estuvo cayendo es hoy una simple garúa, por lo que no tiene interés en conversar. Ello implica que las elecciones se realizarán cuando le convenga, con un registro electoral no depurado, ni actualizado y en las mismas condiciones actuales; además, colocará todos los obstáculos para impedir el voto masivo en el exterior.

Del lado de la oposición, los dirigentes políticos no se ponen de acuerdo sobre cuándo deben ser las primarias, quiénes pueden participar, si es con el CNE o sin él, y si apoyan o no el voto de los venezolanos en el exterior. 

Realizar primarias sin el CNE tiene la ventaja de que podrían votar los venezolanos que están en el exterior. La desventaja es el mayor costo y que, aunque no nos guste, las elecciones se realizarán con este CNE. ¿Cómo reaccionarían los ciudadanos si se les dice que las primarias se harían sin el CNE porque no le tenemos confianza, pero después los convocan a votar en la presidencial con ese mismo organismo? 

Por si fuera poco, abundan los candidatos que solo cuentan con el apoyo familiar o de sus vecinos. Estos no deben preocuparnos, ya que los votantes los descartarán. Del grupo de los “alacranes” surgirá uno o más candidatos. Ya José Brito se lanzó al ruedo, aunque no tiene cuadrilla, ni simpatizantes en los tendidos. El único que podría restar algunos votos al candidato de la oposición es Bernabé Gutiérrez, pero confiamos que logren neutralizarlo quienes conocen su trayectoria.

Los probables precandidatos de los partidos cuentan con un porcentaje bajo de aceptación y un rechazo considerable. Además, varios de ellos están inhabilitados, aunque injusta e ilegalmente, y la dictadura no los aceptará. Entre los dirigentes de los partidos que podrían participar y que tienen cierta aceptación están María Corina, Andrés Velásquez, César Pérez Vivas y Omar Barboza. ¿Sería posible considerar otros nombres, como Ramón Guillermo Aveledo, Werner Corrales, Asdrúbal Aguiar, José Guerra, Eduardo Fernández, Cecilia García Arocha y Humberto Calderón Berti, entre muchos otros con méritos?

¿Es factible que uno de ellos sea apoyado por la mayoría y que su nombre sea sometido como el candidato de mayor respaldo en las primarias? Serían unas primarias sui géneris, en las que se presenta un candidato con más probabilidades de ganarlas, pero que debe competir con otros y ser avalado por el voto.

Nuestro candidato electo en las primarias debe comprometerse a tener testigos en todas las mesas electorales, asegurar que no se presentará a la reelección, promover la reconciliación de los venezolanos, que haya justicia y no retaliación por motivos políticos; dispuesto a gobernar con un equipo integrado por ciudadanos conocidos por su honestidad y experticia para reconstruir el país, pertenezcan o no a un partido político. Tiene que asegurar que sus prioridades serán enfrentar el problema de la pobreza, reactivar la industria de los hidrocarburos, la agricultura y la producción de acero, aluminio y petroquímica, y luchar para que puedan votar los venezolanos en el exterior.

El electorado está cansado de muchas décadas de promesas incumplidas, por lo que nuestro candidato debe tener credibilidad, ser capaz de convencer de que sí es posible tener un mejor país y tener el coraje de defender su eventual victoria electoral.  Respetamos a quienes piensan que no hay salida electoral. Es probable que tengan razón, pero en las circunstancias actuales no se visualiza otra vía. Hay que votar como instrumento de lucha. Una vez más, instamos a los partidos a unirse alrededor de un candidato.

Como (había) en botica

  • Las ONG de derechos humanos deben investigar las denuncias sobre el intento de asesinar y torturas al mayor Andrik Cañizales, quien perdió un ojo. Hay señalamientos contra un coronel y un sargento, entre otros.
  • Las acusaciones entre Rafael Ramírez y Tarek El Aissami evidencian el grado de corrupción del régimen Chávez-Maduro. Contundente la intervención del diputado Julio Montoya sobre la responsabilidad de Maduro en la corrupción en Pdvsa
  • ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez@hotmail.com | 6-9-2022

Las opiniones emitidas por los articulistas son de su entera responsabilidad. Y no comprometen la línea editorial de RunRun.es

Responsabilidad social de nuestra industria petrolera, por Eddie A. Ramírez S.

En la PDVSA roja-rojita los derrames de petróleo son parte de la normalidad. Foto Bloomberg

Las diferencias entre la PDVSA meritocrática y la roja-rojita son evidentes. Pasó de ser una empresa que manejaba eficazmente los hidrocarburos a una que descuidó su negocio y su responsabilidad social     

 

Howard Bowen publicó en 1953 su libro Responsabilidad social del hombre de negocios, en el que sostenía que este tenía la obligación de alinearse con objetivos y valores de nuestra sociedad. Hoy, realizar donaciones ya no es suficiente. Tampoco lo es solo respetar las leyes laborales, ambientales e impositivas. Las empresas deben cumplir con sus accionistas, trabajadores, clientes, proveedores y con su entorno. ¿Cómo ha sido el comportamiento de la industria petrolera venezolana?

Etapa de las transnacionales 1912-1975

En los primeros veinticinco años las compañías extranjeras cumplieron con sus accionistas, maximizando las ganancias. No así con sus trabajadores, que vivían en pésimas condiciones. Cumplían con sus clientes en Venezuela suministrándoles combustibles y lubricantes. Sus proveedores abastecían productos e insumos casi totalmente del exterior. Las empresas burlaban el impuesto sobre la renta y, desde luego, no tenían conciencia ambiental, ni de la necesidad de lograr mejoras en las comunidades cercanas. Se juntó el capitalismo salvaje con la alcahuetería del dictador Gómez.

Esta situación cambió gradualmente a raíz de las huelgas petroleras de 1925 y de 1936, y con la Ley de Hidrocarburos de 1943. Construyeron hospitales, dispensarios, escuelas, campos residenciales con centros recreativos y deportivos, establecieron comisariatos para suministrar alimentos a precios subsidiados y se firmaron contratos colectivos. También hicieron donaciones en las áreas de salud, educación e infraestructura. En 1947 la Creole estableció un plan de jubilación. Además, fueron incorporando a venezolanos en cargos de responsabilidad directiva y gerencial. En 1975 solo había doscientos extranjeros en toda la industria petrolera.

Cabe mencionar que, en 1953, en un intercambio de la Creole con distinguidos venezolanos, Carlos Ramírez MacGregror, entonces propietario del diario Panorama, declaró que antes de 1936 en el Zulia había un 80 a 90 por ciento de opinión negativa sobre las petroleras por las condiciones difíciles de los trabajadores, viviendas desastrosas, despidos injustificados, inestabilidad, rotación en el trabajo y las actividades especializadas estaban en manos de extranjeros. Después de esa fecha las condiciones socioeconómicas de los trabajadores mejoraron. Hoy no se justifica la nacionalización, como hace veinte años, sin embargo, perdura la inestabilidad de los trabajadores.

La Shell financió el Servicio Shell para el Agricultor que tuvo un impacto importante en nuestra agricultura. La Fundación Creole realizó valiosos aportes en el área cultural. En 1975 se produjeron 2.346.000 barriles por día.

Etapa de la Pdvsa meritocrática 1976-2002

La empresa cumplió con su accionista fortaleciendo sus actividades, adquiriendo refinerías en el exterior para garantizar mercado y atrayendo empresas privadas a Venezuela para aumentar la producción. Respetó las normas de seguridad y los contratos colectivos, y los trabajadores tenían acceso a las mejores clínicas. Garantizó el suministro de combustibles y lubricantes a sus clientes, y con los proveedores estableció una relación ganar-ganar.

Rafael Gallegos afirma que Pdvsa sustituyó el concepto de relaciones públicas por asuntos públicos e inversión social, incorporando el entorno como componente estratégico del negocio. El objetivo de la interacción con las zonas aledañas era elevar la calidad de vida de los pobladores y, a mediano plazo, generar una dinámica socioeconómica que se reflejara en las comunidades, para que al cesar las operaciones petroleras no quedara una zona empobrecida. El propósito era que equipos sociales, el gobierno central y el local, las empresas y las comunidades enfrentaran los retos del desarrollo.

Pdvsa llevó a cabo numerosos proyectos con las comunidades, realizados mediante convenios con universidades y ONG. Tuvo programas de asistencia técnica a los agricultores. Trabajó en la conservación de cuencas y saneamiento de pasivos ambientales, especialmente en las numerosas fosas con residuos de hidrocarburos. La mayoría de estos trabajos se realizaron con profesionales a los que se estimuló para que crearan pequeñas empresas. Los estudios de Desarrollo Armónico de Oriente y de Occidente debían servir de base para establecer prioridades. En el 2001, Pdvsa contaba con 69.284 trabajadores, incluidos los contratados y producía 3.342.000 barriles por día.

Etapa de la Pdvsa roja 2003-2022

La empresa desvió su misión. Incursionó en áreas que no le competen, sustituyendo la responsabilidad del Estado. Queda mal con su accionista al disminuir la producción de petróleo y permitir el deterioro de las refinerías por falta de inversión, de mantenimiento, por gerencia inadecuada y despido de 23.000 trabajadores calificados. Queda mal con sus trabajadores al no remunerarlos acorde con su trabajo y al no velar por la seguridad industrial.

Hasta el 2004 el Fondo de Pensiones se manejó en beneficio de los jubilados, posteriormente ha sido en beneficio de Pdvsa. Hoy los trabajadores son rechazados en las clínicas porque la empresa no cancela los servicios. Queda mal con sus clientes al no suministrarles combustibles y lubricantes. También con sus proveedores al no pagarles a tiempo y al expropiar empresas de servicio. Queda mal con su entorno al descontinuar los exitosos programas con las comunidades, sustituyéndolos por misiones que no están orientadas a la sustentabilidad. Los derrames en tierra y en cursos de agua están dañando severamente al ambiente. Desde el 2016 no presenta el Informe de Gestión. En esa fecha contaba con 164.370 trabajadores, incluidos contratados y en actividades no petroleras, y producía 2.373.000 barriles por día.

Las diferencias son evidentes. Pdvsa pasó de ser una empresa que manejaba eficazmente el negocio de los hidrocarburos y tenía programas de responsabilidad social, a una que descuidó su negocio y se concentró en programas sociales populistas, la mayoría incumplidos. Esta es una apretada síntesis que ampliaremos en un próximo libro.

Como (había) en botica

  • Esteban Trapiello es un típico militante del totalitarismo rojo: niega el Holocausto y admira a Hitler.
  • ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez@hotmail.com

Las opiniones emitidas por los articulistas son de su entera responsabilidad. Y no comprometen la línea editorial de RunRun.es

Crimen en la refinería de Amuay, por Eddie A. Ramírez S.

Explosión de la refinería de Amuay. Foto Yunior Lugo / EFE, en El País.

Lo ocurrido en la refinería de Amuay fue un crimen. Pudo evitarse, pero ni siquiera se han tomado medidas para prevenir otros hechos similares

 

El 25 de este mes se cumplen diez años de la explosión en la refinería de petróleo ubicada en Amuay, que ocasionó la muerte a 42 ciudadanos y en la que resultaron 158 heridos; además, fueron dañadas numerosas viviendas, escuelas y comercios. Sin duda las operaciones en una refinería tienen un riesgo alto y esporádicamente ocurren accidentes lamentables. ¿Este fue fortuito e impredecible? ¿Fue por negligencia o por impericia? ¿Se pudo evitar? ¿Fue un accidente o un crimen? 

Antecedentes

Desde el 2003 al 2012, los medios de comunicación informaron de 79 accidentes graves en Cardón y Amuay (CRP), con 19 trabajadores fallecidos y 67 lesionados, sin contar con el aquí referido. Rafael Ramírez, entonces presidente de Pdvsa y ministro del área petrolera, consignó en su Memoria y Cuenta del 2011 que las refinerías habían tenido recortes de presupuesto, paradas no programadas y problemas operacionales por desfase de los mantenimientos, retraso en la adquisición de repuestos y escasez de personal especializado.

Ese mismo año 2011, Wills Rangel, presidente de la Federación de Trabajadores Petroleros, e identificado con el oficialismo, declaró: Las paradas de planta se han pospuesto por falta de repuestos, de previsión y de planificación. Pdvsa distrajo parte de su personal en lo social y eso retrasó sus operaciones.

El informe sobre Amuay y Cardón, elaborado por RJG Risk Engineering para la reaseguradora QBE, señaló innumerables fallas en seguridad, sobre todo por falta de mantenimiento por limitaciones presupuestarias. 

La explosión e incendio

En la mañana del día de la explosión se detectó olor a gas altamente letal. El personal de la empresa Puramin, ubicada a un kilómetro de la refinería, trabajó hasta las 11 p. m. Poco después de las doce de la noche los medidores detectaron un alto contenido de gas y se activó el plan de desalojo. El transporte no pudo acceder a la planta por las restricciones de Pdvsa. Fallecieron dos vigilantes y tres operadores. Entre ellos Rigoberto Colina, quien dejó constancia en su celular: nos estamos muriendo.

La explosión ocurrió a la 1:10 a. m. Es decir que hubo tiempo suficiente para desalojar al personal de la refinería y a los vecinos cercanos, incluido el Destacamento 44 de la Guardia Nacional. Lamentablemente, nadie tomó esa decisión.

La reacción del oficialismo

Hugo Chávez, Rafael Ramírez y Jesús Luongo, gerente de la refinería, insistieron en que el mantenimiento era perfecto. Inicialmente declararon que habían estallado unos tanques. Poco después, Eulogio Del Pino, Rafael Ramírez y otros voceros oficialistas mencionaron la idea del sabotaje, a pesar de que esas instalaciones las custodiaba la Guardia Nacional y personal de seguridad de la empresa. Además, a partir del 2003 fueron despedidos todos los trabajadores considerados no identificados con el oficialismo.

Cabe destacar las declaraciones por VTV, tres días después de la explosión, de Iván Hernández, quien estaba jubilado cuando el paro cívico de diciembre del 2002 y, por ser afecto al gobierno, fue reenganchado para que asumiera la gerencia general del CRP, cargo que mantuvo hasta marzo 2004. Hernández declaró que “la fuga indudablemente vino de una brida o de una corrosión en una línea y se abrió un hueco, puede ser, eso nos ha sucedido”. Un año después, Rafael Ramírez todavía sostenía que fue una falla inducida e intencional… alguien aflojó un perno en una brida que conecta con la bomba, lo que ocasionó la fuga. 

El 20 de agosto 2013, Wills Rangel declaró en El Nacional: “Hubo fallas mecánicas y técnicas, pero no humanas. La sirena de alarma fue eliminada porque se activaba mucho, se va a hacer una revisión para la adquisición de equipos de seguridad adecuados y ser rígidos en el uso de los implementos”. Cabe preguntar ¿la sirena se activaba por frecuentes escapes de gases o porque funcionaba mal? En esa misma fecha y diario, Jesús Luongo, intentando salvar su responsabilidad, declaró: “Está comprobado que hubo sabotaje sobre nuestras instalaciones por sectores de la extrema derecha”.

La investigación

El Centro de Orientación en Energía (Coener), integrado por los profesionales más destacados del área, con la participación de instituciones y varias ONG, y bajo la coordinación de nuestro querido compañero Francisco Javier Larrañaga, que en paz descanse, realizó una investigación consignada en 500 páginas. Resumimos algunas conclusiones:

  1. La explosión fue causada por la ignición de una nube de gas creada por un escape incontrolado de olefinas (componentes inflamables producidos en el proceso de refinación), cuya causa más probable fue el colapso del sello mecánico de una o más de las bombas P-200 A/B/C, ubicadas al pie de las esferas TK 208 y 209, en el área de almacenamiento del Bloque B23 de la Refinería Amuay.
  2. De acuerdo a testimonios, se determinó la presencia de gas varias horas antes de la explosión. Se confirmó una fuga incontrolada de gas aproximadamente a las 12 de la noche del 24 de agosto de 2012. Sin embargo, no se activaron alarmas ni se tiene conocimiento de acción alguna para llevar a cabo el desalojo de las áreas adyacentes. Las únicas acciones que se tomaron consistieron en tratar de bloquear válvulas y equipos en forma manual en el sitio de la fuga, resultando infructuosas dada las altas concentraciones de gas en el ambiente.
  3. Inadecuado manejo de la contingencia. Las fallas detectadas en el plan de evacuación probablemente hayan incidido en el incremento del número de víctimas.
  4. El costo total estimado de los daños está en el orden de 1835 millones de US dólares.
  5. Exigir a Pdvsa y a la Fiscalía General de la Republica la publicación de los resultados de las investigaciones y las responsabilidades de esta lamentable tragedia.

La cifra mencionada no incluye la pérdida por la paralización de la refinería. Evidentemente, lo ocurrido en Amuay fue un crimen. Pudo evitarse, pero ni siquiera se han tomado medidas para prevenir otros hechos similares. Sindicalistas petroleros como Iván Freites, Froilán Barrios, Bodas y Parisca han hecho constantes denuncias. Descaradamente, el Informe 2012 de Pdvsa omitió el grave suceso.

Como (había) en botica

  • Quizá la selección de nuestro candidato por elección primaria podría no ser suficiente para salir del régimen, pero es lo que los ciudadanos esperan.
  • ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez@hotmail.com

Las opiniones emitidas por los articulistas son de su entera responsabilidad. Y no comprometen la línea editorial de RunRun.es

Las siete potencias, por Eddie A. Ramírez S.
Chávez y Maduro predicaron que Venezuela se está convirtiendo en una potencia en petróleo, gas, hierro, aluminio, electricidad, turismo y agricultura. Hoy retrocedimos a principios del siglo XX

 

Si fuésemos practicantes de la religión yoruba apelaríamos a varias de las consideradas siete potencias. Imploraríamos a Elegua para que elimine los obstáculos que nos impiden progresar como país. También a Obatalá para que haya paz y armonía en el mundo. Sin embargo, las siete potencias a las que hoy nos referimos no tienen que ver con las Orishas de esta religión que nos merece el mismo respeto que todas las otras.

Las potencias a las que nos referiremos son las que divulga Maduro, copiándose de Chávez. Ambos predicaron que Venezuela se está convirtiendo en una potencia en petróleo, gas, hierro, aluminio, electricidad, turismo y agricultura. Desde luego tenemos recursos para desarrollar esos sectores, pero para ello se requieren planes a largo plazo, gerencia, mano de obra calificada e inversión. Hoy, Venezuela retrocedió a principios del siglo XX.

Maduro no tiene idea de lo que dice y está rodeado de ineptos que no están preparados para enmendarle la plana. Sin pudor dice que tiene un plan. Se cree un general Marshall, pero no está en capacidad ni de preparar un plan para el suministro de agua.

Afirma que tiene una estrategia, pensando que está a la par de un Aníbal, pero ha cometido más errores que quienes apostaron a los discos de acetato. Divulga que tiene un método científico, pero ha pifiado más que Lysenko, el seudocientífico soviético.

Petróleo

En petróleo, la producción actual es la misma que teníamos hace ochenta años. Por decreto, Maduro pasó las reservas desde 80.000 millones de barriles a 303.000 millones, para mentir de que tenemos las mayores reservas del mundo, con lo que hizo el ridículo ante el mundo petrolero. Para ello, cual Houdini, decidió duplicar el factor de recobro del petróleo extrapesado de la Faja del Orinoco, sin considerar que ese es un asunto técnico; además, no tomó en cuenta el concepto mundialmente establecido de lo que constituyen reservas probadas, en cuanto a que sean comercialmente recuperables y que exista un plan de desarrollo, tal y como explicó magistralmente el geólogo Julián Salazar Velásquez en reciente conferencia organizada por Venamérica y la Venezuelan American Petroleum Association.

Gas

En cuanto al gas, Chávez-Maduro, con la alcahuetería de Alí Rodríguez Araque, de Rafael Ramírez y otros fueron el hazmerreír con la idea de llevarlo por tubería hasta Argentina.

Acero y aluminio

Sidor tenía un gran potencial para producir acero a partir de abundante hierro suministrado por Ferrominera Orinoco. Venalum y Alcasa podrían haber sido importantes exportadoras de aluminio elaborado a partir de la bauxita extraída por Bauxiven. Nuestro acero y aluminio podían ser muy competitivos gracias a la cercanía de la materia prima y a la hidroelectricidad de bajo costo de El Guri y Macagua. Gradualmente, con sus más y sus menos, esas industrias se iban desarrollando. Llegó el tsunami rojo y las arrasó. Pésima gerencia, falta de inversión y de mantenimiento, corrupción y clientelismo político las hundieron.

Electricidad

El principio del fin fue el descuido de las centrales hidroeléctricas. Para la reactivación de la generación de electricidad, producción de acero y de aluminio se requerirán muchos millones de dólares que el Estado no tiene, ni tendrá, a menos que sacrifique otros sectores que también pasan por muchas dificultades. Los llamados revolucionarios del Siglo XXI, los mismos que satanizaron al sector privado, han hecho inevitable que esas empresas, Pdvsa y otras tengan que dejar de ser empresas del Estado.

Turismo

La industria del turismo puede llegar a tener cierta importancia, pero se ha exagerado nuestro potencial en ese sector. Solo los chauvinistas o los que no conocen otros países pueden no estar de acuerdo. La competencia es muy grande. Muchos países también tienen excelentes playas y paisajes. En el pasado la fortaleza de nuestra moneda hacía costoso venir a nuestro país, a lo cual se sumaba una infraestructura hotelera deficiente y falta de cultura para prestar buena atención a los visitantes. A esto hay que sumar la inseguridad y que tardaremos algunos años en mejorar nuestra imagen.

Agricultura

La agricultura es un sector muy importante, tanto por el suministro de alimentos, como por ser fuente de empleo y ocupación del territorio. Es vital reactivarla, pero hay que aceptar que no tenemos la posibilidad de ser una potencia agrícola. Lo que se requiere es incentivar la producción de ciertos rubros tropicales que contribuyan a garantizar un porcentaje de nuestra alimentación.

Tradicionalmente, nuestra productividad ha sido baja. Las causas son varias. Aquí solo mencionaremos que frecuentemente el agricultor carece de incentivos para aplicar tecnologías existentes debido a que no tiene asegurada la venta de su cosecha y que los precios no son atractivos e inclusive a veces están por debajo del costo de producción; hay inseguridad jurídica y personal, la investigación y la asistencia técnica han sido menospreciadas por este y otros gobiernos; insumos tales como semillas de calidad, fertilizantes y plaguicidas a veces no están disponibles o son muy costosos. Las invasiones de fincas y la expropiación de Agroisleña han sido nefastos para el sector. Hace tiempo el financiamiento no era limitante, hoy sí lo es.

En el pasado hemos tenido buenos ministros de agricultura y otros no tan buenos. La ministra Nidia Villegas impulsó un Plan Agrícola de largo plazo que quedó en el tintero. Con Felipe Gómez Álvarez se incentivó el sector fijando precios mínimos atractivos para el productor. Los “ministros revolucionarios”, con excepción del poco tiempo que estuvo J. J. Montilla, han sido un desastre. La guinda de la torta es el militar Castro Soteldo.

En resumen, hay que dejar la payasada de predicar que podemos ser una potencia en algo. Limitemos nuestras aspiraciones a que el petróleo, gas, hierro, aluminio y la agricultura se reactiven para que sean la base de nuestra economía, al menos por los próximos años.

Como (había) en botica

  • Hoy, hace 59 años, Estados Unidos extraditó a Venezuela al dictador Marcos Pérez Jiménez. Maduro, ¿será ese tu futuro?
  • Lamentamos el fallecimiento de Andreína Febres-Cordero y de Aníbal Medina, compañeros de Gente del Petróleo y de Unapetrol.
  • ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez@hotmail.com | 16 de agosto 2022.

Las opiniones emitidas por los articulistas son de su entera responsabilidad. Y no comprometen la línea editorial de RunRun.es

Estrellas, soles y togas, por Eddie A. Ramírez S.
Las sentencias por el atentado contra Maduro evidencia la sumisión del poder Judicial a Miraflores y su responsabilidad como sostén de la dictadura

 

¿Quiénes son los llamados a exigir que se respete la Constitución y proceder a restaurarla cuando es violada? El artículo 333 de la misma establece que: Todo ciudadano investido o no de autoridad, tendrá el deber de colaborar en el restablecimiento de su efectiva vigencia. Los militares, a título individual, como cualquier ciudadano, no pueden eludir esta responsabilidad.

Cabe preguntar si corresponde a la Fuerza Armada como institución decidir si ha sido o no violada y proceder a restituirla. Cuando existe separación de los poderes del Estado, la respuesta es un contundente no, ya que corresponde al poder Legislativo y al Judicial canalizar las acusaciones de la Fiscalía, de la Contraloría o de la Defensoría del Pueblo. Sin embargo, el punto se complica cuando esos poderes son cómplices de la dictadura.

El artículo 328 de la Constitución establece que la Fuerza Armada Nacional constituye una institución esencialmente profesional, sin militancia política, organizada por el Estado para garantizar la independencia y soberanía de la Nación y asegurar la integridad del espacio geográfico, mediante la defensa militar, la cooperación en el mantenimiento del orden interno y la participación activa en el desarrollo nacional. En el cumplimiento de sus funciones, está al servicio exclusivo de la nación y en ningún caso al de persona o parcialidad política alguna….

Evidentemente, nuestra carta magna no le atribuye a nuestra Fuerza Armada el papel de árbitro del sistema democrático. Sin embargo, en negrilla se destaca algo que no cumple, lo que es una violación de la Constitución.

¿Quiénes son los responsables de esta violación? ¿Los oficiales subalternos que portan estrellas plateadas, los superiores que las llevan doradas o los portadores de soles? Los civiles debemos entender que la obediencia es requisito indispensable para la existencia de la Fuerza Armada. Superior manda, subalterno obedece es la máxima; la cual no aplica cuando una orden viola el ordenamiento legal, entre ellos el respeto a los derechos humanos. En resumen, el alto mando militar (Padrino López y generales y almirantes de tres soles), es el responsable de la desviación de la misión de la Fuerza Armada. También cuando se hace de la vista gorda de las torturas en las sus dependencias y cuando acepta que compañeros de armas sean encarcelados o pasados a retiro injustificadamente. El resto de los oficiales son culpables a título individual solo cuando torturan o cometen otro delito.

Según el Foro Penal, hay 239 presos políticos, entre ellos 132 militares. Recientemente, por supuesta participación en un atentado contra Maduro, fueron sentenciados 17 ciudadanos en un juicio plagado de irregularidades y con evidencias de torturas a los indiciados. La jueza Hennit Carolina López y las fiscales Farid Mora Salcedo y Dinorah Bustamante, con la complicidad del teniente Raymer Amaro y otros, forjaron un expediente para justificar las sentencias.

Cabe mencionar que el entonces director del Sebin, general Cristopher Figuera, advirtió que se estaban realizando algunas acusaciones sin base. El general Alejandro Pérez Gámez y el coronel Pedro Zambrano fueron sentenciados a 30 años y el general Héctor Hernández Da Costa a 16 años. Al diputado Juan Requesens le asignaron ocho años. Tres damas, fueron condenadas entre veinte y treinta años. Además, el tribunal solicitó la extradición del diputado Julio Borges, exiliado en Colombia.

Estas sentencias, una más de las muchas dictadas por el régimen de Chávez-Maduro, evidencia la sumisión del poder Judicial a Miraflores y su responsabilidad como sostén de la dictadura.

El artículo 254 de la Constitución establece la autonomía del poder Judicial. El 266 asigna al Tribunal Supremo de Justicia establecer si hay o no mérito para enjuiciar a un presidente de la República, previa autorización de la Asamblea Nacional. Según el artículo 274, corresponde al Poder Ciudadano (Defensoría del Pueblo, Fiscalía y Contraloría) prevenir, investigar y sancionar los hechos que atenten contra la ética pública y moral administrativa, así como velar por la buena gestión y legalidad del uso del patrimonio público. El 285 obliga al Ministerio Público (Tarek Saab), a garantizar en los procesos judiciales el respeto de los derechos y garantías constitucionales, celeridad y buena marcha de la administración de justicia, el juicio previo y el debido proceso.

De acuerdo al 281, el defensor del pueblo (Alfredo Ruíz), debe velar por el efectivo respeto y garantía de los derechos humanos. El 287, asigna al contralor (Elvis Amoroso) la responsabilidad del organizar el control, vigilancia fiscalización de los ingresos y gastos, bienes públicos y nacionales.

Está claro que los responsables de violar y permitir que el Ejecutivo y el alto mando militar pisoteen la Constitución y de no tomar acciones para su restitución son los Poderes Legislativo, Judicial y Ciudadano, es decir portadores de toga. Ante la complicidad de los Poderes citados, se justifica una insurrección popular y una intervención militar. Como en estos momentos no se visualizan, los ciudadanos debemos acudir masivamente a votar para intentar derrotar el ventajismo y trampas del Consejo Nacional Electoral. Tal y como dijo el general Hernández Da Costa en el tribunal: en un futuro no muy lejano, los detenidos serán otros.

Como (había) en botica

  • Felicitaciones a Miguel H. Otero y personal de El Nacional por el 79 aniversario y por seguir en la lucha por la democracia en medio de un acoso permanente.
  • Bravo por las justas protestas de los educadores.
  • Monómeros amerita una investigación seria; lamentablemente, las dos publicadas pecan de superficiales y dan la impresión de interés político. Mientras, el G4 guarda un silencio que se interpreta como evasión de su responsabilidad ante supuestas irregularidades.
  • Nuestra solidaridad con la periodista Carla Angola por los atropellos del régimen.
  • Lamentamos el fallecimiento en el exilio del padre Mikel de Viana. También de Rubén Morales Semprum, compañero de Gente del Petróleo y de Unapetrol.
  • ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

Las opiniones emitidas por los articulistas son de su entera responsabilidad. Y no comprometen la línea editorial de RunRun.es