Monitor de Víctimas, autor en Runrun

Monitor de Víctimas

#MonitordeVíctimasSucre | Hombre muere tras ser golpeado y quemado con agua caliente por su pareja en Cumaná
Miguel Rafael Rivero Segura, de 53 años, fue agredido en medio de una discusión que tuvo con su concubina tras llegar ebrio a su casa. La víctima falleció luego de permanecer siete días en la emergencia del hospital de Cumaná

 

Un hombre murió tras ser golpeado y quemado con agua caliente por su concubina durante un hecho ocurrido en la segunda calle del sector Bolivariano, de la parroquia Altagracia del estado Sucre.

Miguel Rafael Rivero Segura, de 53 años, falleció la noche del jueves 22 de septiembre de 2022, luego de permanecer siete días en el Hospital Universitario Antonio Patricio de Alcalá (Huapa), de Cumaná.

Fuentes cercanas a la víctima aseguraron que Rivero fue agredido por su pareja durante una discusión registrada el 15 de septiembre de 2022, después de llegar en estado de embriaguez a su vivienda.

“Ella comenzó a pelear porque llegó ebrio, pero él la ignoró y se fue a dormir. Entonces, ella lo fue a buscar y lo golpeó en la cabeza. Cuando él corrió a pedir auxilio, ella agarró el agua caliente que tenía en la cocina y se la lanzó”, aseguraron los allegados.

Rivero fue auxiliado por vecinos y funcionarios del Cuerpo de Bomberos de Cumaná. 

De acuerdo con el informe hospitalario, el hombre sufrió quemaduras de primer grado en 57 % de su cuerpo y lesiones superficiales en la cabeza.

Dos días después de su ingreso a la emergencia del hospital, sus familiares solicitaron con urgencia vendas elásticas para quemados, solución jabonosa y cremas para quemaduras, de manera de garantizar su atención, pues el centro asistencial no cuenta con unidad de quemados.

Al día siguiente del hecho, la mujer de 63 años fue detenida por la Policía del Municipio Sucre, pero al parecer Rivero se negó a formalizar la denuncia en su contra y ella quedó en libertad. 

Familiares confirmaron que la presunta responsable del hecho le llevó ropa y comida a la víctima durante su permanencia en el hospital, pero le impidieron verlo.

Además, reconocieron que las discusiones entre la pareja eran frecuentes, porque ambos tenían problemas con el abuso de la ingesta de alcohol, pero el caso de ella es grave.

Tenían 23 años de convivencia y aunque no tenían hijos en común, Rivero le ayudó a criar cinco hijos, gracias a su ingreso por el trabajo descargando mercancía en la lonja pesquera de Cumaná.

El Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas (Cicpc) participó en las investigación del caso. 

Fuentes policiales confirmaron que tras la muerte de la víctima, la responsable fue detenida nuevamente y pasada a la orden de la Fiscalía del Ministerio Público.

De acuerdo con el testimonio de familiares de la víctima, su pareja ha manifestado problemas conductuales pues también en medio de discusiones, le lanzó agua caliente a su mamá, a un hijo con discapacidad y a una hija que actualmente vive fuera del país.

Un caso de violencia doméstica

Entre los meses de febrero y agosto de 2022, el equipo de Monitor de Víctimas registró 74 muertes violentas que fueron confirmadas en las morgues de Cumaná y Carúpano, en el estado Sucre.

En dos de los casos registrados, el móvil fue violencia de género y otro a violencia doméstica. Las primeras dos víctimas pertenecían al sexo femenino y el tercero, al masculino, con edades comprendidos entre los 38 y 44 años. 

Los casos han ocurrido en los municipios Cajigal, Libertador y Sucre, respectivamente.

#MonitorDeVíctimasLara | Mataron a un joven a 20 minutos de su casa

Los vecinos aseguran que Wilder Antonio Martínez Rojas murió a manos de un grupo de funcionarios de la DCDO

 

Wilder Antonio Martínez Rojas, de 25 años de edad, fue asesinado durante un operativo de la PNB en el norte de Barquisimeto. En lo que va de año, se han registrado tres ejecuciones en la comunidad de Las Sábilas que los vecinos atribuyen a este cuerpo policial

 

Foto: Cortesía

 

A Wilder Antonio Martínez Rojas, un joven de 25 años, lo sacaron de su casa, el martes 6 de septiembre de 2022, en El Jebe, una comunidad que está al noreste de Barquisimeto, en el estado Lara. Estuvo desaparecido por unas horas hasta que su familia lo encontró muerto en la morgue. 

Ese día amaneció de golpe para algunos habitantes de El Jebe. Un grupo de funcionarios de la Dirección Contra Delincuencia Organizada (DCDO), adscritos a la Policía Nacional Bolivariana (PNB) llegó hasta la vivienda, donde se encontraba Wilder, y entró a la fuerza.

Una vecina, que no quiso identificarse por temor a recibir represalias, detalló que luego de unos minutos, los funcionarios sacaron a Wilder de la casa y se lo llevaron con rumbo desconocido.

Esa madrugada, el joven estaba durmiendo solo, por lo que sus familiares desconocían qué estaba pasando. Una vecina se habría comunicado con ellos para informarles lo que había visto.

Aparentemente, el grupo de funcionarios se llevó a Wilder hasta la comunidad Las Sábilas, zona que por años fue tildada como uno de los barrios más peligrosos de Barquisimeto. Desde El Jebe hasta esta comunidad, hay alrededor de 17 kilómetros de distancia, a unos 20 minutos de recorrido en carro. 

Una patrulla de la Dirección Contra Delincuencia Organizada entró a la comunidad Las Sábilas, a las 7:00 de la mañana, y de inmediato, giró hacia la Manzana E. En cuestión de minutos, los habitantes escucharon una ráfaga de disparos. Los vecinos contaron a Monitor de Víctimas que se trató de una presunta ejecución, debido a que ellos observaron el momento en el que pasaba una patrulla con funcionarios e iba un hombre de civil. 

«A ese muchacho lo trajeron para matarlo aquí. Ellos (los funcionarios de la DCDO) están acostumbrados a traer personas para acá y a decir luego que fue un enfrentamiento. Queremos que se limpie el nombre de Las Sábilas», sostuvo un habitante de esa comunidad que no se quiso identificar, por temor a recibir represalias. 

La versión policial 

Según un reporte policial, los funcionarios de la DCDO llegaron a Las Sábilas luego de recibir una denuncia sobre robos que estaban ocurriendo en la zona. 

El cuerpo policial indicó que cuando los funcionarios estaban en la Manzana E, observaron a un grupo de hombres, que apenas vio a la comisión, salió corriendo. En medio de la persecución, uno de los jóvenes entró a las ruinas (lo que antes eran viviendas) y allí, presuntamente, se enfrentó a la comisión. Wilder Martínez resultó herido, al igual que un policía, de acuerdo con la versión oficial. 

Se indica en el reporte, que a Martínez lo trasladaron hasta el ambulatorio de Tamaca, pero fue ingresado sin signos vitales. Presentó una herida en el tórax y otra en el abdomen. Mientras que el funcionario resultó herido en el brazo derecho, tras el paso de un proyectil. 

Funcionarios del Eje de Homicidios del Cicpc se trasladaron hasta el sitio del suceso para hacer las experticias e incautaron una pistola 9 mm, arma que según la minuta policial, presuntamente, Wilder Martínez usó para disparar contra los policías. 

En Lara, han muerto tres personas por presuntos enfrentamientos, en lo que va del año 2022. Las tres víctimas murieron a manos de funcionarios de la DCDO. 

En mayo, cuando se registraron las dos primeras muertes, Luis Chirinos y Antony López murieron a manos de los uniformados en Las Sábilas. Después de estos casos, los habitantes de la comunidad pidieron que se investigue a los funcionarios, pues ellos aseguran que estos homicidios fueron ejecuciones. 

#MonitordeVíctimasTáchira | Asesinaron a otro desconocido en la vía a Santa Ana

Otro hombre fue asesinado en la vía a Santa Ana del Táchira; el anterior homicidio fue perpetrado en julio pasado

 

Una segunda víctima masculina fue localizada, en condiciones similares y, prácticamente, en el mismo sitio, en poco más de dos meses. Ambos hombres fueron despojados de sus documentos de identidad y asesinados a tiros. Se presume que el grupo guerrillero ELN sea el autor de los dos homicidios, porque opera en esa zona tachirense

 

Foto: Cortesía 

 

Un hombre, que aún no ha sido identificado, fue asesinado de un tiro en la cabeza, en la vía Santa Ana del Táchira, municipio Córdoba, entre los sectores El Tambo y Puente Junín, en el mismo sitio en el que, en julio pasado, hallaron el cadáver tiroteado de otro desconocido.

El cadáver de la reciente víctima fue hallado a un costado de la carretera, a primera hora de la madrugada del lunes 12 de septiembre de 2022. Algunas personas que a esa hora transitaban por allí notificaron el hecho a las autoridades policiales locales.

Una comisión de Politáchira se presentó en el lugar. Al verificar que se trataba de un homicidio, dio aviso al Cicpc, que más tarde, se ocupó del levantamiento y traslado del cuerpo a la morgue del Hospital Central de San Cristóbal.

Testigos describieron a la víctima como un hombre entre los 40 y 45 años de edad, de tez morena, que vestía chaqueta negra, un pantalón jeans azul oscuro, usaba gorra negra y calzaba botas negras, tipo militar, según informaron fuentes policiales.

De acuerdo con la base de datos de Monitor de Víctimas, el otro hombre fue asesinado en ese mismo lugar, el 9 de julio. Hasta la fecha, no ha sido identificado.

Su cadáver también yacía a orillas de la carretera. Vestía una franela azul con negro; mono deportivo camuflado y botas deportivas negras. Se le observaron, por lo menos, tres balazos.

La presunción sobre la autoría de ambos homicidios podría apuntar a la guerrilla del ELN (Ejército de Liberación Nacional), agrupación irregular que opera en la zona, y que suele dejar a sus víctimas en lugares donde puedan ser fácilmente localizadas.  

#MonitordeVíctimasSucre | Dos adolescentes fueron asesinados por otro joven en el estado Sucre

Centro de Coordinación Policial del municipio Andrés Eloy Blanco: El joven de 17 años fue detenido por funcionarios de la policía de Casanay, capital del municipio Andrés Eloy Blanco.

Las víctimas de 13 y 16 años respectivamente, fueron sorprendidos por el victimario, de 17 años, mientras tenían relaciones sexuales. El presunto responsable les disparó en la cabeza. Posteriormente, fue detenido

Monitor de Víctimas Sucre / Foto: Cortesía

Una adolescente de 13 años y un joven de 16 mantenían relaciones sexuales cuando fueron sorprendidos por otro muchacho de 17 años, quien al verlos los asesinó de un disparo en la cabeza, el pasado 9 de septiembre de 2022. El hecho ocurrió en el sector Boca de Caño de la troncal nueve, parroquia Rendón, del municipio Ribero, en el estado Sucre.

Fuentes policiales confirmaron que el victimario de 17 años fue detenido. Era residente del sector Terranova y estaba enamorado de la joven víctima, quien vivía en el sector Las Violetas. Al parecer, ella se negó a continuar una relación con él y prefirió intimar con el otro joven, oriundo del lugar donde ocurrió el doble homicidio.

 

El reporte oficial confirma que funcionarios adscritos al Centro de Coordinación Policial del municipio Andrés Eloy Blanco detuvieron al autor material del hecho, quien, además, estaba con su mamá.

Trascendió que los dueños de la vivienda donde ocurrió el crimen están fuera del país, y fue la persona encargada de cuidar la casa quien se la prestó a los jóvenes.

Durante la detención del presunto homicida, fue incautada una pistola Glock, sin serial, ni marca visible, con un cartucho nueve milímetros sin percutir y dos cartuchos percutidos.

El joven fue puesto a la orden de la Fiscalía de Flagrancia del Ministerio Público, por los delitos de homicidio y porte ilícito de arma de fuego.

Una comisión del Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas (Cicpc) trasladó los cuerpos hasta la morgue del hospital Universitario Antonio Patricio de Alcalá (Huapa), de Cumaná, donde se confirmó que ambas víctimas recibieron impactos de bala en la región encefálica.

74 muertos este año

Durante el periodo comprendido entre febrero y agosto de 2022, el equipo de Monitor de Víctimas registró 74 muertes violentas en el estado Sucre.

Dos de los homicidios ocurrieron, precisamente, en el municipio Andrés Eloy Blanco. Una de las muertes transcurrió en medio de un robo y otra por causas que aún son investigadas.

En 23 casos, el móvil que manejan los investigadores policiales de la entidad oriental fue ajuste de cuentas y dos femicidios.

#MonitorDeVíctimas | Masacre en Valles del Tuy: 20 muertos deja operativo policial

Los uniformados se desplegaron en los seis municipios de los Valles del Tuy 

 

La incursión abarcó seis municipios del estado Miranda y contó con la participación de más de 900 uniformados. Las autoridades aseguran que todos los fallecidos estaban vinculados con hechos delictivos y que se enfrentaron a las comisiones. Sin embargo, familiares de las víctimas niegan esa versión y denuncian que fueron ejecutados por los cuerpos de seguridad

 

Foto: Fuente policial 

 

Especial Valles del Tuy .-  20 muertos y al menos 30 personas detenidas, entre ellas, dos funcionarios policiales, fue el resultado de un despliegue policial en los Valles del Tuy, estado Miranda.

La operación, que se extendió por cuatro días, desde el jueves 8 de septiembre hasta el domingo 11, estuvo dirigida por uniformados de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) de Caracas.

La incursión no solo sorprendió a las bandas armadas que operan en esta subregión mirandina, sino también a los cuerpos de seguridad locales. La idea era evitar que se fugara información, debido a la presunta vinculación de policías con líderes hamponiles. Por ello los oficiales que comandaron los procedimientos eran foráneos.

Operación «Trueno»

La información oficial indica que en el operativo, denominado «Trueno», participaron unos 900 policías, quienes recorrieron sectores puntuales de cada uno de los seis municipios de los Valles del Tuy. 

De acuerdo con la información policial, en Ocumare del Tuy se registró el mayor número de muertos. En total fueron seis hombres. La policía identificó a cinco de ellos como Walter Alexander Rondón Briceño, de 24 años, quien era conocido como “El Walter”; Gabriel José Blanco Romero, apodado “Poco Pelo”; y otros tres hombres a quienes identificaron con los alías de “El Chelo”, “El Fido” y «El Parro». 

Cuatro de estos hombres son señalados por la PNB de integrar la banda de Deiber Johan González, alias «Carlos Capa». Encontrar a González era uno de los objetivos del procedimiento. Pero al finalizar la intervención policial no había sido detenido.

A la banda de Carlos Capa se le responsabiliza del asesinato del supervisor jefe Richard José Rondón Ortega (43), adscrito a la Policía de Municipal de Charallave, y de su esposa, el domingo 4 de septiembre, en San Francisco de Yare. Este hecho había motivado el procedimiento policial, con la finalidad de desmantelar la organización delincuencial que tiene más de siete años operando en Valles del Tuy.

Además se le atribuye el aumento de las estafas a través de falsas ventas de vehículos por la plataforma Marketplace en Ocumare del Tuy y las amenazas que han recibido algunos organismos de seguridad.

Otros fallecidos 

En el marco de la incursión policial también murieron otros supuestos delincuentes que fueron identificados como Yeferson Alejandro García Lorca, de 20 años, conocido con apodo del “Chuky”, ultimado en la calle principal del sector La Soledad en San Francisco de Yare; Lewis Joel Banquez López, de 23 años; Edward Eduardo Álvarez Palacios, de 24 años, alias el “Gordo Maniático”, en el sector El Yagual de Nueva Cúa; Tomás Enrique Hernández Meza, de 20 años; Víctor José Alfonzo Pérez, de 41 años, conocido con el remoquete de “Piraña”, en Santa Lucía; José Miguel Monasterio Moreno, de 33 años, en Cúa.

Entre las víctimas también se cuentan otros jóvenes identificados solo por apodos: “el Menor”, a quien mataron en la invasión de la zona industrial del sector Tomuso del municipio Independencia; «Ricardito», supuesto integrante de la banda de «Barrigón», que opera en la comunidad La Mata de Charallave; alias “Tomasito”, en la comunidad El Murciélago en Cúa; dos hombres aún por identificar en la urbanización Cartanal del municipio Independencia y otros cuatro en Santa Lucía.

En total fueron identificadas ocho víctimas con nombre y apellidos, cinco solo con supuestos alias y otras siete víctimas no fueron identificadas.

Ejecutados y sin «derecho» a un funeral 

Aunque las autoridades aseguran que todos los fallecidos estaban vinculados con hechos delictivos y que se enfrentaron a las comisiones; algunos de sus parientes niegan esa versión.

A las afueras de la morgue de Ocumare del Tuy, Rosalía, hermana de una de las víctimas, aseguró que su familiar no estaba armado. «La policía lo asesinó a sangre fría, sin permitirle que dijera una palabra», aseguró Rosalía a Monitor de Víctimas.

La mujer, quien no quiso revelar su apellido, reconoció que su hermano estaba en malos pasos, pero cuestionó que no se le respetara su derecho a la vida. «Debieron detenerlo y que un juez decidiera su destino», indicó.

A través de las redes sociales, habitantes del sector El Dividive de Charallave también se quejaron de la actuación policial. En esta comunidad mataron a Lewis Joel Banquez López, quien poseía registro por el delito de robo genérico, ante la Delegación Municipal del Cicpc de Ocumare del Tuy, según el expediente PMCR916, de fecha 16/01/2018.

«Lo sacaron de su casa esposado, con el rostro tapado. No dejaron que su abuela lo acompañara y, al cruzar la vereda, lo asesinaron. Ahí no hubo ningún  enfrentamiento», aseguró Andrés Nuñez en su cuenta en Twitter.

La versión del enfrentamiento igualmente fue desmentida por otro vecino de El Dividive. «Por más delincuente que sea, si es el caso, todos tenemos derecho a ser juzgados y a la defensa», consideró.

Los deudos además denunciaron que no les permiten velar a sus familiares. «La orden es que los enterremos, apenas nos entreguen el cadáver en la morgue», señaló Luisa Contreras, prima de uno de los fallecidos.

30 detenidos

Unas 30 personas fueron detenidas durante estos operativos. Dos de los arrestados eran funcionarios policiales: La supervisora Patricia Eliana Rodríguez López, directora de la Policía Municipal de Simón Bolívar; y el supervisor jefe Osmel González, jefe de operaciones de la Policía Municipal de Urdaneta. 

A Rodríguez López la relacionan con «Carlos Capa». Las autoridades aseguran que le suministraba información sobre los operativos que se coordinaban para ubicarlo. Su orden de detención la emitió el Juzgado Primero de Primera Instancia de Control del Área Metropolitana de Caracas. Le imputan los delitos de terrorismo, corrupción y delincuencia organizada. 

A González, por su parte, lo vinculan con las bandas del “Cámara” y del “Chuo Sutil Marrero”, que operan en Cúa, luego de la información encontrada en su teléfono celular.

Desde el miércoles 31 de agosto de 2022, fue desplegada la fase uno del operativo táctico en cuatro municipios del estado llanero, que busca desmantelar varias organizaciones delictivas. Las autoridades de seguridad han limitado el acceso a la información oficial

Monitor de Víctimas

Un total de 14 presuntos integrantes de la banda delictiva Tren del Llano fueron asesinados en supuestos enfrentamientos, de acuerdo con una minuta policial de la Secretaría de Seguridad Ciudadana en Guárico.

Desde el pasado miércoles 31 de agosto de 2022, fue desplegada la fase uno de la Operación Trueno III en cuatro municipios del estado llanero: en Leonardo Infante, Zaraza, Tucupido y José Tadeo Monagas, pero hasta la fecha, las autoridades de seguridad no han ofrecido declaraciones sobre esta operación táctica.

La primera víctima fue reportada de manera oficial el jueves 1° de septiembre de 2022 y, según destaca un informe de seguridad, se llamaba Yohangel Vicente Fernández Laya, de 25 años de edad, apodado “el Gasparín”. En el mismo reporte se indica que murió luego de un presunto enfrentamiento registrado en el sector La Isla, de la población de Tucupido. Afirman que, supuestamente, Fernandez Laya accionó un arma de fuego cuando observó que se acercaba una comisión de seguridad que realizaba patrullaje por el lugar.

El domingo 4 de septiembre de 2022, el general de división Luiger Ugas Medina, quien dirige la Secretaría de Seguridad Ciudadana en Guárico, reportó en otra minuta policial que la Operación Trueno III acumulaba “13 personas abatidas” o asesinadas. Sin embargo, no ofrecieron detalles de las víctimas ni de los presuntos enfrentamientos.

 

También informaron que para ese momento, 138 personas habían sido detenidas, de las cuales 4 fueron reseñadas como integrantes de la organización criminal Tren del Llano, mientras que el resto fueron capturados por distintos delitos y por presentar órdenes de aprehensión.

Para el lunes siguiente, 5 de septiembre, aumentó a 14 la cifra de presuntos delincuentes asesinados, mientras que el número de detenidos se ubicó en 180. También se conoció que un total de 19 armas de fuego y 149 balas de distintos calibres fueron incautadas durante los procedimientos. De igual manera, una persona fue liberada luego de permanecer secuestrada.

Limitan el acceso a la información

Hasta la fecha, ha sido limitado el acceso a la información sobre este operativo que se ha desplegado en Guárico, con más de 2.000 funcionarios de distintos organismos de seguridad. De manera extraoficial se conoció que de los 14 homicidios, 4 fueron en Valle de la Pascua, municipio Leonardo Infante. Otras tres personas fueron asesinadas en la población de Tucupido, municipio José Félix Ribas.

El sábado 3 de septiembre, un hombre identificado como Edixon Manuel Rodríguez Villarroel, de 22 años de edad, fue asesinado en un presunto enfrentamiento que comenzó en el sector Las Canoas, zona rural que conduce a Las Campechanas, en el municipio Leonardo Infante.

Ese mismo día, otros dos hombres también murieron, presuntamente, en un enfrentamiento reportado en el sector El Rosario, específicamente en la calle Piar de la población de Valle de la Pascua. Según la versión de fuentes que participan en el operativo, un grupo de hombres atacó a tiros a la comisión que llegó al lugar, lo que originó un enfrentamiento en el que murió Jorge Luis Andarme Rojas, de 37 años, apodado “el Iguano”, y a Wilfredo José Hernández, de 33 años, conocido también como “el Gordo”.

 

El otro hecho registrado en Valle de la Pascua, se originó en el sector Las Garcitas, el domingo 4 de septiembre, cuando mataron a David Salomón Montenegro Cordero, de 28 años. Según las autoridades, Montenegro lanzó una granada que detonó cerca de él.

Los tres homicidios que se registraron en Tucupido fueron reportados el sábado 3 de septiembre, aproximadamente, a la 1:30 de la tarde. Dos de las víctimas estaban en el sector La Represa Nueva, donde fueron asesinados Reinaldo José Ramírez Liendo y Alex José García Charaima. Se desconoce el lugar donde ocurrió el otro caso. Tampoco la víctima ha sido identificada. Según explicaron fuentes extraoficiales, la persona era apodada como “Yeison Mota”.

Miedo e incertidumbre

Este operativo busca desmantelar varias organizaciones delictivas, entre estas, la banda Tren del Llano, pero la población de los municipios donde se ejecuta la operación siente miedo e incertidumbre.

Quienes viven en los sectores donde se han reportado los hechos aseguran que el intercambio de disparos es intenso, algunos, incluso, temen quedarse dormidos para evitar una bala perdida.

En zonas como Tucupido, un pequeño poblado de más de 50 mil habitantes, ubicado al norte de Guárico, los lugareños describen estos días como “un toque de queda”. Destacan que muchos prefieren no salir de sus hogares, debido a que existe un despliegue de seguridad “muy fuerte” y detienen a cualquiera que transite por las calles a ciertas horas de la noche.

En muchos casos, también existen denuncias anónimas sobre procedimientos de detenciones irregulares, en los que se busca involucrar a personas inocentes con bandas delictivas.

#MonitordeVíctimasTáchira | Asesinaron de múltiples disparos a un hombre en la frontera con Colombia
Una funeraria del país vecino recogió el cuerpo de Jarbinson José Redondo Redondo, de 32 años de edad, bajo un mecanismo de levantamiento humanitario, y lo trasladó a la medicatura forense de Cúcuta. La prensa colombiana vincula este caso con el ELN

Monitor de Víctimas

El cuerpo del tachirense Jarbinson José Redondo Redondo, de 32 años de edad, fue localizado el sábado 27 de agosto de 2022, en el lado venezolano de la trocha «Olegario», que comunica a Táchira con el Norte de Santander, con múltiples impactos de bala en su cabeza, brazos y piernas.

«Al parecer, miembros del Ejército de Liberación Nacional (Eln) asesinaron a la víctima de cinco impactos en la cabeza, brazos y espalda», reseñó el diario La Opinión de Cúcuta.

El cadáver fue hallado por personas que transitaban por la zona, específicamente en una vía que conduce desde Guarumito (Venezuela) hacia el Corregimiento de Agua Clara, Colombia, según reportaron medios de comunicación del país vecino.

El cuerpo sin vida fue levantado por una funeraria de Colombia, bajo un mecanismo de levantamiento humanitario, y lo trasladaron a la medicatura forense de Cúcuta.

Los medios de comunicación de Colombia reseñaron que la víctima sería un consumidor de drogas de origen venezolano, pero no lograron precisar el móvil del crimen.

En la zona donde fue asesinado este hombre convergen grupos armados como el Ejército de Liberación Nacional y el Clan del Golfo, grupos irregulares que mantienen una disputa a muerte por el control del narcotráfico. Por tal motivo, las autoridades colombianas no descartan que la muerte obedezca a una retaliación por control territorial.

 

Entre enero y agosto de 2022, han matado a ocho personas en Táchira, en casos que han sido adjudicados al Ejército de Liberación Nacional, como responsable. La mayoría, ocurren en zonas controladas por este grupo guerrillero colombiano que opera en territorio venezolano, y el móvil operandi suele ser igual: ejecuciones de múltiples disparos, asesinatos del lado venezolano, algunas veces extraen los documentos de las víctimas, todos hombres jóvenes.

#MonitordeVíctimasTáchira | Un hombre fue asesinado en la trocha por presuntos miembros del ELN
El cuerpo de un hombre sin identificación y de, aproximadamente, 30 años, permanece en la Medicatura Forense de Cúcuta, en el Norte de Santander. Recibió varios disparos y le cortaron un dedo

MONITOR DE VÍCTIMAS

El cadáver de un hombre aún no identificado de, aproximadamente, 25 a 30 años de edad, permanece en la Medicatura Forense de Cúcuta, en el Norte de Santander, en la República de Colombia. Según datos de la prensa colombiana, fue asesinado la mañana del viernes 19 de agosto de 2022 por presuntos integrantes del Ejército de Liberación Nacional (ELN).

De acuerdo con la información aportada por los portales de noticias del país vecino, por lo menos 10 guerrilleros del ELN pasaron al hombre desde Guamalito, municipio de García Hevia, estado Táchira, hasta la Trocha Olegario, en el Corregimiento de Guaramito en una zona rural de Cúcuta, para luego asesinarlo de varios impactos de bala y cercenar el dedo índice de la mano derecha.

Al parecer, el comando de insurgentes del ELN, fuertemente armado, llegó hasta el camino informal en la frontera de Colombia y Venezuela, con el hombre aún no identificado, que vestía camisa blanca, con lunares color azules y pantalón jeans, y que tenían esposado de manos.

Posteriormente, lo asesinaron de varios disparos mientras estaban del lado venezolano del paso fronterizo.

Al pasar las horas, les dieron aviso a las autoridades en el municipio de Puerto Santander para que llamaran a una funeraria que se encargara del levantamiento del cuerpo, por razones humanitarias. 

El cadáver había quedado en lado venezolano de la frontera, según las coordenadas, pero los organismos de seguridad venezolanos, la policía científica, encargada del levantamiento de los cuerpos, no se acercó a realizar este procedimiento de ley.

Por ahora, las autoridades hacen las investigaciones para identificar a este hombre que tenía varios tatuajes en su cuerpo con letras como: “Teresa y Kelly” y «Familia, llevo conmigo el ejemplo de mi madre, el amor de mi padre y la compañía de mis hermanos».

Se cree que la víctima fue secuestrada en territorio venezolano.

En 2022, han sido atribuidos a la guerrilla del ELN, por lo menos, otros 8 homicidios de venezolanos en la frontera de Táchira, de acuerdo con la data de Monitor de Víctimas.